¿No es acaso el hijo deseado el fruto de la paternidad responsable?

La única paternidad digna del hombre es la paternidad responsable. Eso nadie lo niega. Se impone, pues, cierta planificación a todas las parejas. Pero, ¿qué significa esta planificación? ¿Se trata de dominar totalmente la fecundidad por todas los medios: anticoncepción radical, aborto de «recuperación», esterilización, eutanasia de niños minusválidos?

De hecho, si se admite que pueden eliminarse todos los indeseables, la sociedad humana se destruye. Si no se admite la presencia de los demás con sus diferencias, la vida en sociedad se vuelve infernal, según la definición de Sartre: «El infierno son los otros». (Huis clos).

blint.gif (141 octets) Página siguiente

blint.gif (141 octets) Página anterior "El niño no nacido".

blint.gif (141 octets) Página anterior "Indice de materias".